LLAMANOS 34 91 535 89 90

Empordá, joya vitivinícola a orillas del Mediterráneo.

La cultura del vino y el conocimiento del comercio del producto de la viña llegan a Cataluña aproximadamente en el s.VI a.C., gracias a la más importante colonia griega del país, Empúries, ciudad que, pasados los siglos, dará nombre a toda la comarca del Empordà.

Denominaciones | 2017-06-14 13:40:59


En la edad media, cuando las viñas crecían cerca de las abadías y monasterios, en las faldas de la montaña de Rodes se fueron escalonando bancales plantados de cepas, tuteladas por el monasterio de Sant Pere de Rodes, en el que parece que destacó en el arte de elaborar el vino el monje bodeguero Ramon Pere de Noves, a quien se atribuye un tratado sobre esta materia. Sant Quirze de Colera o Santa Maria de Vilabertran constan también como propietarios de viñas en el Empordà.

Una característica de la DOP Empordà es que, en un área tan pequeña de terreno como es el ámbito geográfico delimitado, se concentra una gran tipología de suelos, hecho que sucede en muy pocos lugares.

Esta heterogeneidad da una anchísima gama de matices en los vinos que producen, bien diferenciados de acuerdo con el terreno de donde provienen, confiriendo un gran abanico de expresiones y personalidad, donde en todas las categorías de producto se pueden encontrar vinos con gran intensidad aromática, afrutados y/o florales, sobre todo en los jóvenes, una acidez equilibrada y excelente carga polifenólica, que se hace presente también en los vinos de larga crianza. 

 

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...