LLAMANOS 34 91 535 89 90

¿Cuál es la mejor manera de mantener la temperatura de servicio del vino?

La temperatura a la cual se debe tomar un vino no es un capricho: es muy importante para aprovechar al máximo las propiedades y características de cada vino y sacarle el mejor partido que cada vino se tome a la temperatura correcta... que varía mucho según el tipo de vino.

Servicio del Vino | 2017-11-23 16:36:13


Una vez elegido el vino que vamos a beber, y antes de disfrutarlo, se debe tener muy en cuenta la temperatura a la que se sirve, porque ya sea tinto, blanco o rosado, algunos grados por encima o por debajo de lo recomendable modificarán nuestra percepción de los aromas y sabores.

La temperatura de servicio es distinta a la temperatura de degustación, las copas calentarán algo de vino ya que están a temperatura ambiente (20-25 ºC). En general, se acepta que la temperatura de servicio debe ser unos 2 ºC menos que la temperatura de consumo.

Hay que evitar la tentación de meter el vino en el congelador para que se enfríe rápidamente (o todo lo contrario, acercarlo a un radiador para que se atempere)

Para atemperar el vino, la mejor opción es introducir la botella en un recipiente con agua y hielo durante unos minutos: no solo es lo que menos daña el vino, sino que además es la forma más rápida de enfriarlo. Puedes adquirir cubiteras para el vino aquí.

Temperaturas de consumo recomendadas

Vinos tintos de cuerpo: 12-14 ºC

Vinos tintos ligeros: 9-11 ºC (más cubo isotérmico)

Vinos blancos secos: 8-10 ºC (más cubo con hielo o cubo con placas refrigerantes)

Vinos blancos de cuerpo y dulces: 7-9 ºC (más cubo de hielo)

Espumosos: 5 ºC (más cubo de hielo, lleno de agua y cubitos de hielo)

    • Cargando...
    • Cargando...
    • Cargando...